Los primeros damnificados por la subida de la factura de la luz: los ‘pobres energéticos’

Los primeros damnificados por la subida de la factura de la luz: los ‘pobres energéticos’

Casi cinco millones de personas (4,7 millones) sufren pobreza energética en España, lo que supone que un 10,1% de los hogares tienen dificultades para mantener su casa suficientemente caldeada durante el invierno o minímamente fresca en verano, según los últimos datos ofrecidos por Eurostat en abril pasado y referidos a 2016.

La sufren uno de cada ocho de los hogares en donde vive una sola persona (más aún si es menor de 65 años, uno de cada siete), pero el colectivo más afectado es el de los hogares monoparentales con niños a su cargo. Sufren pobreza energética uno de cada seis.

Y lo peor está por llegar. El precio de la electricidad en el mercado mayorista sigue marcando récords históricos y con la llegada del invierno, no se espera ninguna mejora, incluso al contrario. 2018 ya tiene el dudoso honor de tener la factura de la luz más cara de la historia.

2018 tendrá la factura de la luz más cara de la historia: este miércoles, nuevo récord en el precio de la electricidad

No hay más que ver los futuros de la electricidad, que marcan récord en todos los mercados europeos. Los motivos: las altas temperaturas del verano, los 22 reactores nucleares parados en Francia, la incentidumbre ante nuevas complicaciones con la producción nuclear, los altos precios de los combustibles fósiles usados en la generación y la espiral alcista de los derechos de carbono, que parece que no tiene fin.

Con esta tormenta perfecta, el invierno se presenta crudo. Sobre todo para las rentas más bajas. Más aún cuando el reformado bono social, que fue aprobado en diciembre de 2017, no ha tenido el éxito esperado. El descuento de entre el 25% y el 100% en la factura de la luz para los hogares considerados vulnerables se encamina a perder hasta un 58,4% de sus beneficiarios.

De los 2,44 millones de familias que recibían esta ayuda en años anteriores, las compañías eléctricas estiman que el próximo 8 de octubre, cuando finalice el plazo para apuntarse, tan solo serán 1 o 1,1 millones. Una cifra aún más ridícula si se compara con lo que calculaba el anterior Ministerio de Energía. Para Álvaro Nadal, con la reforma del bono social, unos 5,5 millones de consumidores iban a cumplir con los requisitos aunque esperaba que solo el 45% de ellos intentaría solicitar la ayuda.

La reforma de la reforma del bono social
“Lo que más me ha impactado en una reunión que tuvimos con la Cruz Roja” explica a este diario Lorenzo López, ingeniero industrial y CEO de la empresa de servicios energéticos LuzControl, “es conocer a familias cuyos hijos que no pueden estudiar porque pasan frío al no poder pagar la calefacción”. Esta compañía colabora con ONGs como Cruz Roja o Cáritas y suma en su haber más de 600 hogares vulnerables a los que ha rebajado su factura de la luz. “Y lo peor es que solo Naturgy, Endesa y nosotros hemos firmado un acuerdo con Cruz Roja para ayudar a estas familias, es sorprendente”, añade.

“En mi opinión, el problema está en que el bono social, hasta que el Supremo diga lo contrario, lo costean las comercializadoras eléctricas, es decir, se paga con el beneficio de las eléctricas. Es una contradicción que una empresa haga publicidad contra su propio beneficio, pese a que están obligadas por el Estado a informar sobre ello”, explica el experto de LuzControl, “por eso, cumpliendo con la ley, enviaron a sus clientes la hoja del BOE en donde se explicaba la reforma, pero claro, nadie se enteró de nada. Si ya de por sí es incomprensible entender la factura de la luz, aún más lo es para las familias menos favorecidas”.

El próximo 19 de septiembre la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, comparecerá en el Congreso de los Diputados para informar de una nueva regulación de este bono social y de las medidas que impulsará el Gobierno para ver si solucionan el desaguisado de la última reforma. Entre ellas, se incluye una “campaña masiva” para facilitar que los potenciales beneficiarios se acojan al nuevo bono social, ya que considera que el porcentaje actual es “ridículo”, pero también baraja trasladar a los Presupuestos Generales del Estado total o parcialmente el coste de las ayudas del recibo eléctrico, como adelantaba ElIndependiente.

“Antes de hablar del bono social hay que evidenciar que este modelo basado en combustibles fósiles no funciona. La dependencia de España al gas, al petróleo y al ‘parón’ nuclear de Francia y la escasa penetración renovable está provocando una alza de los precios nunca vista hasta ahora”, explica el diputado Josep Vendrell, portavoz de Unidos Podemos en la Comisión de Transición Ecológica, “la excusa del ex ministro Nadal en enero pasado era que no llovía y ahora que los pantanos están bastante llenos, el precio de la electricidad sigue al alza. El sistema de fijación de precios no funciona, por eso proponemos más renovables pero también la reforma del mercado eléctrico”.

“Respecto al bono social, es una barbaridad que la reforma haya dejado fuera a más del 60% de los beneficiarios de estas ayudas. Y no lo reciben no porque la situación económica en España haya cambiado en los últimos meses sino por las trabas burocráticas a las que se enfrentan las familias vulnerables”, continúa Vendrell, “el mecanismo que aprobó el PSOE con el PP y Ciudadanos se está demostrando que no funciona”.

De hecho, “las reformas que ahora pretende llevar a cabo la ministra Teresa Ribera no las vamos a apoyar, porque creemos que hay que hacer un nuevo diseño del bono social, donde haya una continuidad, es decir, que las familias que estén incorporadas a estas ayudas no las tengan que volver a solicitar, que los límites se amplíen y que se aplique el principio de precaución, no puede haber ningún tipo de corte”.

Unidos Podemos también considera que “no se deben incluir en estas ayudas a las familias numerosas, sino a aquellas que cumplan un criterio de renta ponderado con un criterio de miembros en la unidad familiar”.

Sin el apoyo de la formación morada, Teresa Ribera deberá mirar a otros grupos parlamentarios si quiere sacar adelante su reforma, y sería con aquéllos con los que su grupo político pactó la actual normativa.

Fuente: elperiodicodelaenergia.com

logo-jpl-consultoriape

Ahorro y confort unidos para su bienestar.

Le ayudamos a realizar una gestión eficiente de la energía
para reducir costes y mejorar su competitividad.

Contacto

Avda. Carlota Alessandri, 256, 29620 Torremolinos (Málaga)

Consultoría Energética JPL

Abrir chat